La pandemia de la enfermedad por coronavirus (COVID-19) ha cambiado las vidas de los niños y sus familias a medida que los sistemas de salud se doblan, se cierran las fronteras y las escuelas y las empresas se cierran. 

 

A medida que COVID-19 se ha extendido, también lo ha hecho la información errónea, lo que alimenta la discriminación y el estigma. UNICEF está trabajando con expertos en salud para promover hechos sobre el miedo, y brindando orientación confiable a padres, cuidadores y educadores. Estamos en el terreno en más de 190 países, colaborando con personal de primera línea para mantener a los niños saludables y aprendiendo, protegidos de enfermedades y violencia, sin importar quiénes son o dónde viven.

 

Informar a la población acerca de los riesgos para la salud que puede representar COVID-19, así como las medidas que puede tomar para protegerse resulta clave para reducir las probabilidades de que las personas se infecten y para mitigar la propagación de la nueva enfermedad por el coronavirus 2019. Si se facilita información precisa, pronta y frecuentemente en un idioma que las personas entiendan y a través de canales confiables, la población podrá tomar decisiones informadas para cuidar su salud y prevenir rumores y desinformaciones.



La información oportuna y basada en evidencia es la mejor vacuna contra los rumores y la desinformación.

 

 

 

Publicacion de Uniceff y Dr. Jarbas Barbosa, Subdirector de la OPS

 

  Tomado de E.C.